Cómo descubrir y evitar a los hombres tóxicos. Lillian Glass

Lillian Glass

Lillian Glass, creadora del concepto “gente tóxica”, conoce su especialidad y hace una nueva entrega que sirve como guía para detectar a los hombres tóxicos a nuestro alrededor y cómo alejarse de ellos y sanar las heridas que hayan provocado.

En su libro Hombres tóxicos, publicado por editorial Paidós, la especialista en conductas sociales describe que un hombre tóxico es aquel que provoca que una mujer se sienta mal consigo misma, que se sienta devaluada. Es una persona que no la apoya y que le complica la vida.

Con ejemplos claros y ejercicios prácticos, Glass da herramientas para detectar a este tipo de personas y alejarse de ellos. De acuerdo con la autora, el instinto es la mejor arma para evitarlos. Otro consejo que ofrece es prestar atención a sus conductas e identificar detectar los sentimientos que provocan sus actitudes.

Las once categorías que de hombres tóxicos que la doctora Glass creo a partir de su experiencia son: el competidor celoso; el volcán pasivo-agresivo engañosamente tranquilo pero a punto de entrar en una erupción mortal; el sabelotodo arrogante y presuntuoso; el mentiroso seductor, manipulador e infiel; el obsesivo del control, furioso y déspota; el entrometido cizañoso y traidor; el víctima autodestructivo que lo ve todo negro; el espantapájaros débil y sin iniciativa; el narcisista egocéntrico cuyo lema es: yo, mi, a mí, conmigo y para mí; el congelador emocional; y el sociopsicópata.

Para la especialista, existen mujeres con predisposición para atraer hombres tóxicos y son aquellas que utilizan con frecuencia las frases “este hombre me da pena”, “mi amor no tiene comparación”, “el hecho de que se moleste significa que le importo de verdad” o “soy la única que puede domar a este hombre”.

Glass, quien lleva varios años estudiando la conducta humana, advierte que los hombres tóxicos pueden estar en cualquier lugar, entorno, nivel social o cultural, y ninguna mujer está exenta de encontrarse con uno en su camino. Puede ser un familiar, un marido, un novio, un amante o cualquier hombre que forme parte de su vida personal, social o profesional o de su entorno laboral.

Saber identificar a los hombres tóxicos, poner límites y sanar las heridas que puedan haber provocado, ayudará a las lectoras de este libro a tener relaciones sanas y sin peligro. La clave, asegura Glass, es “respetarte a ti misma y no dejar que nadie te haga pensar que no vales”.

Lillian Glass, reconocida especialista en comunicación y asesora de imagen, es autora de numerosos libros, entre los que destacan Relaciones tóxicas y Sé lo que estás pensando, ambos publicados por Paidós. En la actualidad está considerada como una de las mayores especialistas internacionales en la identificación y el tratamiento de este tipo de personas.

Lillian Glass 2

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s